Sobre la Escenografía

Tanto una partida de rol en vivo, como en una obra de teatro o, incluso, una danza interpretativa comparten una serie de elementos, como, por ejemplo, dar vida a un papel, una caracterización y una escenografía adecuados. En unas pocas líneas expondremos las posibilidades que disponemos para recrear el ambiente en el que nuestros personajes se van a mover, partiendo desde las bases establecidas en las artes escénicas y adaptándolas al mundo del rol en vivo.
En primer lugar, mencionaremos el montaje de tipo realista. Este tipo de decorado puede considerarse como el idílico dentro del rol en vivo, pues contaremos con un espacio apto para diseñar el ambiente de la historia y con los elementos de atrezzo adecuados y propios de esta atmósfera. Pero no vamos a dedicarle más líneas a este escenario, el objetivo principal de este texto es mostrar alternativas de escenarios que podamos usar cuando no dispongamos de un lugar o de los decorados pertinentes para diseñar el universo de la partida.


Una de estas opciones sería la escenografía abstracta. Esta se caracteriza por no mostrar ningún tiempo ni espacio en concreto. En teatro se suelen usar elementos como escaleras, cortinas, rampas, plataformas, etc. En este tipo de escenografía, dos elementos muy importantes son la iluminación y el vestuario. Por consiguiente, puede ser perfecta para el tipo de roles «nórdicos» en los que son más importantes las emociones transmitidas que la historia en si o para los vivos por escenas. En el primer caso, el hecho de no tener elementos que puedan distraer al jugador facilitan la creación de ese universo intangible, donde los pensamientos y emociones cobran vida.

En el segundo caso, el uso de rampas, plataformas o escaleras ofrecen la posibilidad de jugar a diferentes alturas, por lo que podemos ubicar las escenas en el nivel que nos interesen.

Una segunda alternativa es la escenografía sugerente. Este montaje se sirve de un objeto general cuyo fin es insinuarnos el espacio en el que se desarrolla la historia.

Y, finalmente, hablaremos de la escenografía funcional. El decorado se compone principalmente con elementos escénicos básicos y con los objetos necesarios para los jugadores. En otras palabras, fondo neutro y los objetos de atrezzo que van a usar los jugadores.

Ahora, os toca a vosotros, los directores, decidir cuál es la tipología más aconsejable para vuestra historia que permita una mayor integración de vuestros jugadores con el escenario que le rodea.


Un Articulo de InnanaMAL

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *